Bulldog Francés

El bulldog francés es un perro pequeño pero robusto. Las orejas de murciélago y la cara achatada son sus dos características más notables, además de su temperamento bonachón y afectuoso.

Proviene de los primeros bulldogs de Inglaterra, como todas las variantes de esta raza, y al igual que sus compatriotas, son animales que necesitan mucha atención y compañía. Por eso, son muy recomendables para familias con niños grandes o personas que viven solas.

Origen: Francia
Tamaño de la raza: Pequeño
Altura: 38 a 41 cm
Peso: 20 a 28 libras
Promedio de vida: 10 a 12 años

Este adorable perro de nariz chata, orejas redondas y ojos grandes se ha vuelto muy popular por ser perros de poco mantenimiento y sumamente amorosos.

Bulldog Francés Infografía
Bulldog Francés Infografía

Historia Bulldog Francés

Pariente del Bulldog Inglés y de los dogos y doguillos de Francia, el dogo que nosotros conocemos es el producto de diferentes cruces que efectuaron los criadores apasionados de los barrios populares de París en la década de 1880.

El primer club de esta raza se fundó en 1880 en París. La raza fue reconocida en 1898. Sin embargo, los orígenes de esta raza son muy polémicos.

A través de cuidadosas selecciones, se consiguió un perro que terminaría fijando el estándar de la raza.

Bulldog Francés
Foto: pixabay.com

Temperamento

El temperamento del Bulldog Fránces corresponde al de los perros de compañía, perros amigables, juguetones, muy sociables y dulces. Se puede decir que son los perros falderos perfectos.

Tienden a socializar fácilmente ya sea con gente, perros u otros animales. Es importante socializar a estos perros desde temprana edad para evitar que se vuelvan tímidos cuando son adultos.

Esta raza no tiende a ser muy problemática, pero por su gran necesidad de compañía puede desarrollar ansiedad por separación con cierta facilidad. Por su carácter amigable y sociable, llegan a ser excelentes mascotas para familias con niños grandes y personas solas. Sin embargo, hay que considerar que demandan mucha compañía y son muy juguetones.

Salud

Lastimosamente, el bulldog francés es propenso a varias enfermedades de perros, muchas relacionadas con su hocico achatado. Entre las más frecuentes se encuentran: narinas estenóticas, paladar blando elongado, degeneración de disco intervertebral y hemivértebra canina.

Con menor frecuencia también se diagnostican en esta raza: displasia de cadera, luxación patelar, entropión, distiquiasis, cataratas y sordera.
Acepta sin problemas alimentos tradicionales a base de carne, acompañadas de cereales o arroz, y legumbres. Degusta con placer las frutas frescas.

Educación

Esta es una de las razas que no destacan en el adiestramiento canino y muchos entrenadores de “la vieja escuela” catalogan a los bulldog franceses como perros tercos y dominantes. Sin embargo, la verdadera razón por la que es difícil entrenar a estos perros es porque no responden bien al adiestramiento tradicional.

Bulldog
Foto: pixabay.com

En cambio, cuando se los entrena mediante adiestramiento con clicker, u otra variante del adiestramiento en positivo, los bulldog franceses pueden aprender con facilidad.

El único aspecto que puede tomar más tiempo que para otras razas es la educación del perro para ir al baño, porque estos pequeños perritos necesitan ir con más frecuencia que perros de razas medianas o grandes

Cuidados Especiales

El cuidado del pelo es más fácil y sencillo que en otras razas caninas de compañía, ya que su pelo corto no demanda muchas exigencias. Suele ser suficiente con el cepillado semanal para remover el pelo suelto y el baño ocasional, sólo cuando el perro está sucio o una vez por mes.

Sin embargo. Hay que prestar atención a sus arrugas de la cara, en esta zona, conviene aplicarle una crema especial o vaselina diariamente y después de cada baño, para evitar que se le irrite la piel y se produzcan heridas por el roce, la sudoración y la sequedad.

Ejercicio

Esta es una raza que no tiene mayor necesidad de ejercicio, pero requiere por lo menos una caminata al día. Se adapta muy bien a vivir en apartamento, siempre y cuando se le ofrezca su caminata diaria.

Por su sensibilidad a temperaturas extremas, no debe ser ejercitado cuando hay mucho calor y humedad.

Bulldog Francés
Foto: pixabay.com

Fuente: vivapets.es / bulldogsfrances.com.ar / sobreperros.com / expertoanimal.com

Dinos, que estas pensando...