Lo que dice el popó del perro: su forma y color pueden determinar su estado de salud.

El tema es bastante desagradable pero muy importante: la evaluación del popó del perro en busca de signos de algún problema de salud.

Nuestros amigos caninos no pueden avisarnos si sienten calambres, dolor de panza o algún otro malestar digestivo, nos toca a nosotros estar en alerta de cualquier signo que indique problemas. Una de las mejores formas de hacerlo es monitorear, no sólo lo que entra en tu perro, sino también lo que sale de él.

El color de las heces de tu mascota determinan su estado de salud.

Sin importar con que alimentes a tu perro, es importante saber cómo se ve y huele su popó normalmente para que puedas saber inmediatamente si hay un cambio en la frecuencia, consistencia, tamaño, color u olor.

El excremento suave COLOR CAFÉ CLARO sin sangre ni mucosidad visible podría indicar, ya sea un cambio en la alimentación o una alimentación indiscriminada o excesiva . Sin

Sin embargo, también podría señalar la presencia de un parásito intestinal como la GIARDIA.

Las heces de perros con giardiasis no muestran parásitos y pueden variar de normales a muy acuosas. La Giardiasis está acompañada de síntomas como pérdida de peso y de apetito y vómitos, por lo que debes acudir debe acudir a un veterinario para que pueda hacer los análisis. 

El excremento COLOR NEGRO generalmente indica la presencia sangre vieja en algún lugar del sistema digestivo del perro. Puede ser un signo de alguna lesión en el tracto gastrointestinal debido a comer demasiado, y también podría ser un signo de una enfermedad muy seria como el cáncer.

Las heces de un canino saludable es húmeda, firme y tiene un ligero olor y un color característico.

Excrementos líquidos, COLOR CAFÉ OBSCURO y con sangre pueden ser un signo de estrés o de una infección viral (por ejemplo, parvovirus) o parasitaria, y puede ocasionar deshidratación, especialmente en los cachorros.

El excremento blando o acuoso COLOR CAFE con gusanos, huevos o cualquier otro visitante no deseado visible es un signo claro de una infestación de parásitos.

Las heces COLOR CAFÉ CLARO pero contienen comida sin digerir significa que su estómago no ha podido asimilarlas. Por esta razón es importante que no le ofrezcas ningún alimento al cual tu mascota no esté acostumbrada.

El color blanco en las heces es bastante común en perros que se alimentan a base de dietas caseras y/o naturales, como la dieta BARF. Otra posible razón es que el perro ha podido ingerir algún alimento indebido, como papel. Esto es muy común con perros muy ansiosos o casos de  síndrome de pica.

Heces con moco amarillo en perros puede ser un indicativo de distintos problemas como alergia alimentaria, parásitos o síndrome del intestino irritable

Si las heces presentan sangre puede ser que tu perro tenga una rotura en algún capilar alrededor del ano. Pero si aparece en forma continua el cuadro no se ve muy positivo. Debes llevarlo cuanto antes a la clínica ya que podría tratarse de un pólipo (tumor pequeño), una infección gastrointestinal hemorrágica, una parvovirosis infecciosa o, incluso, un envenenamiento o intoxicación. Por esta razón llévalo tan rápido como puedas.

Si observas que las heces de tu mascota presentan algún color característico de los que te mencionamos anteriormente, llévalo al veterinario para que pueda ser tratado con tiempo y a la hora de su recuperación recuerda darle todo el cariño y los besitos que ellos necesitan.

¿Cómo deben ser el popó del perro?

El color normal del popó del perro debe ser de un color marrón “chocolate”.  Deben tener una consistencia firme y no excesivamente rígidas, ya que pueden indicar deshidratación.