3 sencillos pasos para enseñarle a tu perro hacer pipí en un solo lugar

Amigos lectores de Petmi, durante 25 años he compartido mi vida con estos maravillosos seres de los cuales hoy a mis 31 años me considero fan. Hablo de esos peludos, guapos y guapas, narices frías a veces mal aliento, ojito tierno y siempre chispudos fieles compañeros: los perros

Por eso este artículo hablaremos un poco de, cómo enseñarle a tu mascota a hacer pipí o sus necesidades en un lugar específico.

Permítanme presentarme, soy Oscar Barneond D. (Pichy)  Mercadólogo y publicista de profesión pero gran amigo y fan de los perros de corazón.

Por algunos años he leído mucho sobre nuestros amigos y he visto una ensarta de vídeos que hoy por hoy me han ayudado a conocer y aprender un poco más sobre el lenguaje y comportamiento de nuestros cuadrúpedos compañeros. He comenzado a entender  cómo puedo ayudarlos para que su comportamiento siga siendo de perro y no un perro humanizado.

Los perros son felices siendo perros y como siempre le digo a mi grupo de estudiantes de obediencia canina. “un perro prefiere ser guiado y no Tener que guiar”.

Como todo en la vida, el aprender a guiar un perro es un proceso de aprendizaje tanto para el canino como para el humano, no hay perros malos ni buenos, solo perros – ellos se comportan según como su líder los trate. Si somos muy consentidores, el perro será posesivo, desafiante, rebelde, estos conceptos que describo acá son conceptos humanos, el perro no lo sabe solo se comporta así porque su ambiente así se lo pide.

Si marcamos límites y somos disciplinados, el perro será obediente, respetuoso, cariñoso y tranquilo básicamente estará bajo el control de su amo. Otra vez estos conceptos positivos solo los entendemos nosotros los humanos, el perro será así como resultado de la disciplina.

Como ven ambos perros: el del amo indisciplinado y el del amo disciplinado son perros normales que solo actúan según su entorno, sin embargo el humano indisciplinado debe aprender a poner límites para poder guiar mejor a su fiel amigo.

3 sencillos pasos para enseñarle a tu perro a hacer pipí en un solo lugar

Primero quiero hablarles del amor….. uuuffff!  Estamos acostumbrados a dar abrazos, besos, caricias y muestras de afecto si, ese es el amor – el amor HUMANO! Pero… el perro no entiende el amor humano sabe que los abrazos y besos son agradables pero no sabe porque los recibe.

En lenguaje canino el amor sería PACIENCIA y GUIANZA.  Llénate de paciencia para enseñar a tu perro y guiarlo, esa es la mejor manera de demostrarle tu amor.

Los cachorros son como bebes así que no controlan bien sus esfínteres por lo que en cualquier momento pueden tener accidentes… muéstrale tu amor teniendo paciencia con esto, es un bebe! No podemos obligar a un bebe a ir al baño higienizarse y lavarse las manos a los 3 meses o me equivoco? Es un proceso que al humano le lleva años.

Hay varios métodos que puedes emplear y todos necesitan que seas diligente y comprometido para que esto sea un éxito. Lleva tiempo no va a pasar de la noche a la mañana PACIENCIA.

1. Usar hojas de papel periódico

Observa a tu perro después de comer y trata de estimar un tiempo entre cuando termina de comer y cuando va al baño. Generalmente son unos 10 a 15 minutos.

Una vez tengas ese tiempo, a cada comida, espera el tiempo que has estimado y llévalo al lugar donde quieres tu mascota haga pipí, coloca papel Periódico y supervísalo hasta que haga. Si el perro hace sobre el papel periódico felicítalo con una caricia en su mentón.

Este proceso lo debes repetir todos los días después de comer y poco a poco el entenderá que ese es el lugar indicado para ir al baño.

Si el perrito se orina o defeca en otro lugar que no quieres limpia o recoge rápidamente y lleva el desecho al lugar donde tú le has enseñado, déjalo ahí un momento a manera que el olor quede impregnado en el lugar que tu has designado.

Limpia muy bien el lugar donde no quieres que haga y pon unas pizcas de pimienta en polvo.

Jamás le pegues a tu amigo ni corrijas con golpes o restregando su hocico sobre los desechos, el no entenderá por qué lo haces. Sin embarco si lo capturas in fraganti justo en el momento que está haciéndolo,  llama su atención con un con un NO! Muy firme y llevalo de nuevo al lugar donde quieres que haga.  Solo entenderá la corrección si lo haces en el momento justo cuando está defecando u orinando.

Recuerda que debes tener paciencia y mostrar tu amor hacia el dirigiéndolo y ayudando a repetir este procedimiento hasta que él aprenda.

2. Utilizar una caja de arena para gatos

Puedes usar el mismo procedimiento con una caja de arena para gatos, una vez el ha aprendido que debe hacer en el arenero así tenga 20 años siempre buscará el arenero para ir al baño. Esto se usa más cuando vive en una casa pequeña, sin patio o jardín o un apartamento pero es muy efectivo.

3. Almohadillas de entrenamiento o training pads

Estas son unas almohadillas que hace poco salieron al mercado, puedes comprarlas en una tienda para mascotas. Estas pads están diseñadas con un aroma que los perros perciben y realmente funcionan! estas las puedes usar en lugar del papel periódico (con el mismo procedimiento arriba explicado)  y el perro se siente muy cómodo usándolas. Tienen el aspecto de un pañal desechable para bebe.

No importa cuantos años tiene tu perro, si tienes paciencia y eres perseverante, él aprenderá. Con los cachorros es más fácil pues desde muy joven comienzas a guiarlo y mostrarle como debe hacerlo.

Ponlo en práctica tu y tu peludo amigo lo merecen!

Recuerda que él confía ciegamente en ti!

La amistad mas fresca, la lealtad más pura camina todos los días a saludarte en cuatro patas!

Un abrazo y hasta la próxima!

Oscar Barneond D.

Te puede interesar: 

Dinos, que estas pensando...