Animales presienten desastres: El comportamiento animal previo a los sismos

Antes de un gran sismo se producen pequeños temblores imperceptibles para los humanos, sonidos con ondas de 2-20 hercios emitidas por cambios en el medio ambiente o por vibraciones de las placas tectónicas, llamadas infrasonidos, imperceptibles para nuestro oído, pero que muchos animales los perciben y se alertan.

Señales antes de un terremoto: Comportamiento en los animales

Históricamente se han reportado cambios en los animales: los que están hibernando salen a la superficie, los insectos y roedores tratan de abandonar la zona o guarecerse en las viviendas, los pájaros abandonan sus nidos, alejándose y dejando de oírse. Los animales salvajes huyen, aparentemente tanto en tierra y mar.

Los animales de compañía muestran cambios notables en su conducta habitual: aves que quieren huir de sus sitios de confinamiento y gatos que buscan refugio en lugares aislados, detrás o dentro de muebles. Los perros se muestran súbitamente agresivos o aumentan notoriamente el apego a sus dueños, aúllan o ladran incesantemente sin motivos aparentes o se muesrtan inquietos.

Los estudios mas avanzados presuponen que esta sensibilidad esta basada en su capacidad para escuchar infrasonidos, oler gases y percibir los cambios eléctricos  del aire antes que los humanos. 

 

Su sentido del olfato, muy superior al nuestro, le permitiría oler los gases que emanan de la tierra en estas circunstancias.

Según el Geólogo Cuántico, Dr. Motoji Ikeya, especialista de la Universidad de Stuttgart y de Osaka, y uno de los más notables investigadores de terremotos, los animales detectan el campo geomagnético de la tierra, percibiendo cualquier cambio en forma inmediata.

Animales presienten desastres

Desde hace muchos siglos los humanos han observado cambios en la naturaleza antes de los sismos, el cielo, el aire y la tierra, incluso en plantas y obviamente una serie de comportamientos inusuales en los animales.

En el año 373 antes de Cristo, los historiadores mencionan que ratas, víboras y comadrejas abandonaron la ciudad griega de Helice unos días antes de que fuera destruida por un terremoto.

En 1755 el filósofo Immanuel Kant observó como una gran cantidad de gusanos salieron de sus escondrijos bajo tierra cerca de Cádiz (España). Ocho días después Portugal sufría un devastador terremoto.

El 25 de junio de 1966 la ciudad Parkfield en California se vio inundada por una ola de serpientes de cascabel que abandonaron en masa las colinas en las que viven normalmente. Dos días después Parkfield sufría un terremoto.

Un estudio desarrollado en la provincia China de Guangxi un grupo de investigadores monitorizó en forma constante a un grupo de serpientes y las conclusiones fueron que estas se comportan de manera errática y agresiva antes de producirse un terremoto.En pleno invierno de 1975 cuando las serpientes que estaban hibernando aparecieron en la superficie de la ciudad china de Haicheng,  vacas, caballos y perros empezaron a comportarse extrañamente, afortunadamente las autoridades ordenaron la evacuación de esta ciudad de un millón de habitantes.  Días después (4 de febrero) un terremoto de 7,3 en la escala de Richter azoto la Haicheng, siedo el único terremoto en el historia que se ha podido predecir. Se estima que el número de afectados habría superado los 150.000 de no haber sido evacuados.

 

En noviembre de 2004, una ola gigante arrazó las playas de Sri Lanka dejando cientos de muertos . Sin embargo no se registro la muerte de animales, a pesar que la ola logro alcanzar el territorio de la reserva natural del Parque Nacional de Yala, donde elefantes, monos y felinos se refugiaron en lo alto de la montaña momentos antes del Tsunami.

En el 2005 en el Golfo de México, 14 tiburones que llevaban un sensor electrónico para determinar su ruta, abandonaban su territorio de Sarasota hacia el Golfo de México – hecho que no tuvo lugar en ningún momento de sus cuatro años de monitoreo – justo 12 horas antes de que el Huracán Charley devastara la zona. Tardaron 2 semanas en regresar.

Fuente: foyel.com

Otros temas relacionados

Dinos, que estas pensando...

Deja un comentario

X