5 errores comunes que cometemos al bañar a nuestra mascota y que debemos evitar

Así como los humanos las mascotas también necesitan bañarse y tener un trato delicado y especial, para que ese momento sea agradable para ellos.

Debes ser cuidadoso y sobre todo debes evitar estos errores muy comunes que podrían hacer que tu mascota la pase mal a la hora del baño y nunca más querrán ducharse por un largo tiempo.

5 errores comunes que cometemos al bañar a nuestra mascota y que debemos evitar

1. Ponerle el champú que usas diariamente 

Este es uno de los errores más comunes que cometemos; ya que pensamos que por el hecho de lavar nuestro cabello, sirve para el de los canes. El problema aquí está en la acidez del producto, lo que podría secar la piel de tu perro.

Consigue un champú especial y no lo talles con fuerza; masajealo y evita que sus ojos tengan contacto con la espuma.

2. Enjuagarlo rápidamente

¿Te has bañado a guacalazos o a cubetazos ? es una experiencia no muy bonita para ti, lo mismo pasa con tu mascota . Trata de bañarlo con agua caliente y cuando lo enjuagues, dale unas caricias para quitarle el jabón lentamente.

Dog in bathtub while owner washing.

3. Bañarlo con agua fría o hirviedo

Así como sientes tú al bañarte con agua fría o hirviendo, siente tu perro. Bañar a tu mascota es igual que bañar a un bebé. Mide la temperatura del agua con tu antebrazo.

4. Tomarlo por sorpresa

No le eches agua por sorpresa, si crees que este método es efectivo para bañar a tu mascota, estás equivocado.  Pues resulta que podrías estar reforzando en tu perro, el comportamiento de esconderse o salir corriendo cada vez que quieras darle un baño. Anímale al baño con pequeños premios esto lo incentivará.

5. Chorro de agua muy fuerte

La forma más fácil de bañar a tu mascota es con una ducha de mano o una boquilla para el grifo. Pero, cuidado, el sonido del agua corriendo, junto con la presión de la misma podrían asustarlo

 

Evita utilizar secadora: utiliza una toalla para apretar suavemente su pelaje y quitar la mayor cantidad de agua posible. Tu mascota debería quedar húmeda, pero no goteando agua. Además, evita la secadora porque puedes estresarlo e incluso provocarle quemaduras en la piel.  

Fuente: www.sdpnoticias.com

Te puede interesar: 

Dinos, que estas pensando...

Deja un comentario

X